Reducción de mamas

Reducción de mamas (mamoplastia de reducción): reducir el tamaño de los pechos para conseguir una mejora estética y evitar dolores en la espalda producidos por éstos.

La reducción de mamas

La Cirugía Estética tiene como objetivo, el de ayudarle a tener el mejor aspecto posible; pero no espere ningún milagro de transformación, pues esta actitud conllevará con toda seguridad una decepción.

Existen factores, como por ejemplo la cicatrización, que no están bajo el control del cirujano. Es importante saber que quedarán cicatrices y que serán permanentes, aunque es labor del cirujano en situarlas en los lugares donde sean menos apreciables.

Los efectos de este tipo de cirugía son permanentes; sin embargo, con el tiempo un ligero descenso del tejido es la respuesta normal a la gravedad y es parte del proceso fisiológico del envejecimiento. Incluso en algunos casos las mamas vuelven a crecer, pero nunca como antes.

El volumen y la forma son elegidos por usted y de común acuerdo con su Cirujano, pero se deberán tener en cuenta su morfología general y que cuanto mayor sea el seno y proyectado hacia delante, mayor será su inestabilidad (problema de la gravedad).

Algunas preguntas y respuestas comunes :

¿A qué edad debe operarse? Al final de la pubertad (17-18 años) si la hipertrofia es demasiado grande ó antes en casos extraordinarios. Es el estado de salud general lo que limita la edad máxima en la cual se puede practicar esta intervención.
Si está embarazada o espera estarlo en el próximo año es mejor esperar un poco y operarse después.

¿En qué momento del ciclo menstrual? En principio cuando no tenga regla, ya que la intervención es más hemorrágica si se opera entonces.

Siguiendo un régimen alimenticio para perder o ganar peso, ¿Es posible la intervención? El momento ideal para operarse es cuando su peso se mantenga estable, es decir, cuando varíe como máximo, de 2 a 3 kilos por encima o por debajo de su peso normal.

Un embarazo posterior a la intervención, ¿puede modificar el resultado obtenido? Nadie puede prometerle un resultado estable después de un embarazo. Las causas hormonales que han podido deteriorar el seno en el curso de embarazos anteriores pueden volver a producir los mismos resultados. Este riesgo parece reducirse en un seno operado.

¿Se conserva la sensibilidad de los pezones después de la intervención? Sí, en la mayoría de los casos. Los pezones son los centros estéticos y eróticos de los senos, y a todas estas preguntas hay que responder claramente.

¿Se puede disminuir la talla de las areolas? Casi siempre, Si la areola es grande seguro que será necesario disminuirlo. La cirugía estética trata siempre de armonizar la nueva areola con el nuevo volumen y la nueva forma del seno. Así, es muy corriente disminuir el volumen de la nueva areola para que esté estrictamente en armonía con el seno remodelado.

¿Se puede operar un pezón invaginado? (metido hacia dentro) Sí. Esta es una malformación congénita muy frecuente y necesita, a veces, un tratamiento quirúrgico para su corrección (2 meses después y con anestesia local).

¿Se debe dejar de tomar la pastilla anticonceptiva? Sí, y si es posible, utilice otro método de anticoncepción, ya que los anticonceptivos orales aumentan los riesgos de una posible evolución hipertrófica de la cicatrización y hacen sangrar durante la intervención.

¿Qué hacer en caso de embarazo? Si es posible, no antes del primer año. En caso de quedarse deberá hacer una compresión de los senos mediante un sujetador que apriete y sujete bien. Como mínimo, durante los cinco primeros meses. Póngase cremas hidratantes con elastina sobre la piel. No haga nada más. Comprima los senos después del parto.

¿Podré dar de mamar a mi hijo? Sí, pero no es aconsejable. Los pechos gruesos son malas fuentes y aún más cuando has sido operados. No cuentan demasiado desde el punto de vista nutritivo.

¿La operación me quitará los dolores? Únicamente los dolores que sean debidos al peso de la glándula. Los senos que son dolorosos antes de la operación, lo serán después, aunque un poco menos.

¿Tendré que hacer algo más? Su ginecólogo deberá realizarle controles mamarios, por lo menos cada dos años, como toda mujer operada o no. Aparte de ponerse crema sobre las cicatrices, también podrá dar forma a sus pechos haciendo ejercicios de pectorales que se le indicarán si lo desea.

Read 1626 times Last modified on Martes, 01 Abril 2014 15:42

Noticias